Ensalada Templada

Ensalada Templada

En nuestro menú de recetas saludables hoy te traemos una ensalada templada.

Esta ensalada te ayudará a mantener la temperatura corporal del organismo en los meses más fríos y a depurar el aparato digestivo pasados los excesos de estas fiestas.

Después de las Navidades apetecen platos más fáciles de elaborar y también de digerir.

Nuestra ensalada templada de hoy es una receta sencilla que te encantará. Muy sana y fácil de preparar, con ingredientes ricos en fibra para alimentar a las bacterias buenas de nuestro intestino.

¡No te la pierdas!

INGREDIENTES PARA ELABORAR LA ENSALADA TEMPLADA (2 personas)

 Para preparar la ensalada necesitarás:

  • 1 Remolacha cruda.
  • 1 Manzana.
  • 2 Zanahorias.
  • Semillas: pipas de girasol, pipas de calabaza,…
  • Pasas.
  • Aceite de oliva virgen extra.

PREPARACIÓN DE LA ENSALADA TEMPLADA

  • Pela y corta la remolacha en medias lunas.
  • Haz lo mismo con la manzana, también en medias lunas.
  • Pela la zanahoria y córtala en bastoncitos.

Si vas a utilizar verdura o fruta orgánica no necesitas pelarla, lávala bien con un cepillito de cocina.

  • En una cazuela para cocinar al vapor coloca la manzana, las zanahorias y la remolacha intentando que no se toquen entre sí. Así se mantendrán vivos los colores cuando vayas a servir.
  • Deja cocer entre 5 y 10 minutos, al gusto. Los ingredientes deben quedar al dente, no excesivamente cocidos para que no pierdan sus propiedades.
  • En el momento de emplatar, coloca las verduras y frutas de tal modo que no se mezclen.
  • Espolvorea por encima las semillas de calabaza, las semillas de girasol y las pasas. Puedes tostar las semillas de calabaza y de girasol y tendrán más sabor.

Para tostarlas colócalas en una sartén o cazuela sin aceite durante unos minutos. Remueve con una cuchara de madera, teniendo cuidado de que no se quemen.

  • Por último, añade el aceite de oliva virgen extra.

Si no encuentras en tu mercado remolacha cruda puedes comprarla ya cocida, pero ten en cuenta que en ese caso no necesitarás hacerla al vapor.

PORQUÉ TOMAR LA ENSALADA TEMPLADA

Ya  hemos hablado de las importantes propiedades de la remolacha en otra de nuestras recetas saludables (Gazpacho de Remolacha), donde comentábamos que la remolacha es una buena fuente de ácido fólico, vitamina C y minerales (potasio, fósforo, hierro, …). Además es antioxidante y antiinflamatoria.

También hemos comentado que la remolacha es un alimento prebiótico, es decir alimenta a los probióticos, esos microorganismos vivos que ejercen efectos beneficiosos en nuestra salud.

Si quieres saber más sobre probióticos, prebióticos, microbiota, … puedes hacerlo en esta publicación de nuestro blog (Alimentos Probióticos y Prebióticos).

Te animamos a que incluyas ensaladas templadas en invierno. Tu cuerpo te lo agradecerá. Puedes hacer variaciones con otras hortalizas propias de esta época del año: boniato, calabaza, brócoli, coles de Bruselas, …

Muchas gracias por seguirnos y por leer nuestros consejos.

Te agradecemos que compartas la publicación para poder alcanzar a más público como tu.

No olvides que puedes suscribirte al blog para no perderte ningún post.

Te invitamos a que nos sigas también en nuestras redes sociales Facebook e Instagram.

¡Te esperamos con nuestros próximos consejos!

Comparte!